José L.Malkun sugiere posponer elecciones de mayo

El ex gobernador del Banco Central, economista José Lois Malkun, consideró que en el gobierno dominicano hay “mucha apatía” para hacer frente a los desafíos de la expansión del coronavirus en el país. “No se visualiza una actitud proactiva hacia ese objetivo”, dijo en un mensaje remitido a este diario a propósito del editorial publicado hoy sobre mantener los ojos bien abiertos, escrito por Dinorah García Romero, rectora del Instituto Superior de Estudios Educativos Pedro Poveda. Y sugirió posponer las elecciones presidenciales de mayo para el 30 de junio.

“La sensibilidad gubernamental está por el suelo. Y eso ayuda poco a combatir el virus con efectividad. Los funcionarios ven su futuro sobreviviendo en la oposición aunque muchos disfrutando  su inmensa riqueza. Hay mucha apatía en el quehacer publico por la derrota electoral y lo que se aproxima. No hay motivación, nadie quiere asumir riesgos y en vez de buscar recursos frescos para enfrentar la crisis que se nos viene encima, no se visualiza una actitud proactiva hacia ese objetivo”, escribió el economista del Partido Revolucionario Moderno.

Dijo que no se sabe “si es por ignorancia, indiferencia o por retaliación para dejarnos un país en bancarrota”.

Entiende que “el presidente se ve compungido, no habla, no toma iniciativas cuando el gabinete de gobierno debería estar en reunión permanente invitando a médicos especializados, representantes de los partidos politicos, empresarios, laboratorios, etc. para monitorear la situación cada hora del día”.

Sugirió que todo el que aporte algo a la lucha contra esta pandemia debe estar en reunión permanente, con las autoridades competentes. “Parecería que estamos tomando unas vacaciones colectivas donde algunos la celebran con reuniones sociales, música y bailes”, declaró el ex gobernador del Banco Central.

Crecimiento de la economía en 2020 iba a la baja

Malkun también remitió un gráfico publicado por la BBC, y laborado por la La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), sobre las predicciones de crecimiento para el 2020, en comparación con el año pasado.

“Este gráfico muestra que las predicciones de crecimiento para el 2020 no son tan malas como muchos estiman bajo el escenario actual de casi una paralización de las actividades económicas alrededor del mundo. Supongo que la OCDE basa ese estimado en que el virus será controlado en los próximos 3 meses, lo que permitiría que en el último trimestre del año se vuelva a la normalidad”.

Explicó que el el problema es saber cuándo se producirá el punto de inflexión en los países de la OCDE, ya que excepto China, en los demás el virus sigue expandiéndose.

Vaticinó que en el caso dominicano el virus podría afectar a mas de 5 mil personas, y comenzaría a disminuir a partir del mes de junio.  “Por lo tanto hay que pensar en una posposición de las elecciones de mayo por un mes y medio (30 de junio) reduciendo el período de transición a 45 días”.

Dijo que en este momento lo mas importante es que se realicen pruebas masivas gratis, como sugirió el candidato presidencial del PRM, Luis Abinader,  para determinar el número real de casos porque las cifras oficiales están lejos de la realidad.

Explicó que la cuestión de la economía habría que ponerle atención. “Para fortalecer la cuarentena, por lo menos hasta finales de abril, hay que disponer de unos 2 mil millones de dólares para compensar a las personas afectadas por los despidos y muchos marginados que viven del chiripeo diario y la informalidad laboral. Igualmente, para las pruebas y los servicios de salud”.

Sostuvo que si para el mes de mayo el virus sigue en expansión, y se realizaran las elecciones, no votaría ni el 10% de la población.

“En Wuhan donde ya no hay nuevos casos y muy pocos infectados apenas ahora se están reiniciando algunas actividades aunque la mayoría sigue en cuarentena. Hay una cierta proporción de personas curadas que vuelven a contagiarse y por eso China no cede ni un milímetro en su política de inactividad total en las zonas afectadas”.

Finalmente, explicó que el crecimiento dominicano en el 2020, al depender demasiado del turismo, las zonas francas y otros servicios inactivos ahora, estaría rondando el 2% con una caída mucho mayor a los países de la OCDE, con la excepción de Italia, Alemania y Japón que reducirán su crecimiento a menos de la mitad. El crecimiento global según el gráfico, se reduciría en menos de un 1% del PIB, dato muy optimista.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.